Interculturalidad

Interculturalidad (783)

Las autoridades de la República de Chechenia han abierto un campo de concentración para homosexuales, según denuncia el diario ruso Nóvaya Gazeta. En estas antiguas instalaciones militares en desuso, los gays detenidos son obligados a abandonar el país e incluso se han cometido tres asesinatos.

La investigación periodística sostiene que el propio presidente checheno, Ramzan Kadyrov, ha visitado el campo de concentración y que su objetivo es “limpiar” de su país a los hombres que tengan una “orientación sexual no tradicional”.

El origen de esta operación represiva comenzó cuando un grupo de activistas de GayRussia pidió permiso para convocar desfiles del Orgullo Gay en varias ciudades del Cáucaso Norte. Las autoridades chechenas decidieron actuar en ese momento, usando como cebo las redes sociales, para identificar a la población gay, como fue el caso de un joven de 16 años detenido y apaleado, según un usuario de la red social Vkontakte. “Volvió a su casa convertido en un saco de huesos”, indicó. 

¿Consideras que organismos internacionales deben intervenir para apoyar a la comunidad gay de este país?

Si, están violando sus derechos humanos
 
No, cada gobierno debe decidir sus políticas de detención 

Esta información ha sido confirmada por el Servicio Federal de Seguridad ruso (la antigua KGB) y activistas homosexuales. También EEUU da credibilidad a la denuncia de Nóvaya Gazeta.

Un portavoz del Departamento de Estado de la Administración americana ha expresado en los últimos días su “cada vez mayor preocupación” por la situación que se vive en Chechenia. En declaraciones a The New York Times, Ekaterina Sokiryanskaya, coordinadora para Rusia del panel de expertos International Crisis Group, ha admitido haber “recibido demasiadas informaciones sobre esta clase de redadas como para pensar que se lo están inventando”.

Tras salir a la luz estas informaciones, el portavoz del Gobierno checheno, Alí Karimov, negó por completo las acusaciones del medio, argumentando que en Chechenia no existen homosexuales, dijo:

“Es imposible perseguir a quien no existe en la república. Si hubiera gente así, las fuerzas de la ley no tendrían que preocuparse por ellos, porque sus propias familias se encargarían de mandarles a un lugar del que jamás regresarían”

Estas declaraciones públicas “han sorprendido” al Gobierno de EEUU, ya que “justifican e incitan a la violencia contra personas del colectivo LGTBI”, ha advertido el portavoz en funciones del Departamento de Estado, Mark Toner. “Condenamos categóricamente la persecución de cualquier individuo en base a su orientación sexual”, ha remachado.

La Agencia de la ONU para los Refugiados, ACNUR, advierte hoy del riesgo de muertes masivas como consecuencia del aumento de la hambruna entre la población del Cuerno de África, Yemen y Nigeria. Esta advertencia está también ligada a las sequías que están afectando a muchos de los países vecinos, así como a la grave falta de fondos, que está haciendo que una crisis humanitaria que sería evitable en la región se esté convirtiendo rápidamente en inevitable, pudiendo llegar a ser aún peor que la que tuvo lugar en 2011.

Actualmente, el desplazamiento va en aumento, obligándonos a revisar al alza las previsiones que teníamos para 2017. En Sudán, por ejemplo, donde inicialmente ACNUR calculaba la llegada a lo largo del año de 60.000 personas desde Sudán del Sur, las nuevas estimaciones rondan las 180.000. Del mismo modo, en Uganda, la cifra inicialmente calculada 300.000 desplazados podría convertirse en 400.000.

En total, unos 20 millones de personas en estos países, de los cuales 4,2 millones son refugiados, se encuentran en áreas afectadas por la sequía. Se han perdido varias cosechas consecutivas; el conflicto en Sudán del Sur, unido a la sequía, está derivando en hambruna y provocando la huida de refugiados; la inseguridad en Somalia está generando un incremento en el desplazamiento interno; además, las tasas de malnutrición son elevadas, especialmente en niños y madres lactantes. Por ejemplo, en el área de Dollo Ado, al sureste de Etiopía, la tasa de malnutrición aguda entre niños refugiados somalíes de entre seis meses y cinco años, que han llegado recientemente, ronda hoy entre el 50-79%.

Los niños representan la mayoría de los refugiados (62% en el caso de los refugiados que huyen de Sudán del Sur) y, al igual que otros refugiados, casi todos dependen de la asistencia alimentaria de nuestra agencia hermana: el Programa Mundial de Alimentos (PMA). En este sentido, al tiempo que los refugiados carecen de dinero para poder comprar alimentos, las raciones también se están viendo reducidas. En Yibuti, las raciones alimentarias se han reducido en un 12%; en Etiopía, Tanzania y Ruanda entre un 20% y un 50%; y en Uganda hasta un 75%. Muchos refugiados carecen de pleno acceso a medios de subsistencia para ganarse la vida, así como a la agricultura o a la producción de alimentos. De igual manera, su capacidad de poner solución a sus problemas por sus propios medios es limitada.

En este contexto, el riesgo que corren los niños es particularmente elevado. Actualmente, muchos están abandonando la escuela. En Kenia, 175.000 estudiantes en zonas de sequía han dejado de ir a la escuela. En Etiopía, casi 600 colegios han cerrado. De manera general, unos 5 millones de niños y niñas podrían ver desaparecer su futuro educativo en las próximas semanas y meses.

En el interior de Somalia, la dinámica de desplazamiento interno también está sufriendo cambios. Del medio millón de personas desplazadas desde noviembre, 278.000 se desplazaron en el primer trimestre de 2017. Más de 72.000 de estas personas se han dirigido a la capital, Mogadiscio. Otros 69.000 han ido a Baidoa, al suroeste del país. Además, Somalia sigue atravesando una situación compleja donde se mezclan las salidas con los retornos (principalmente desde Yemen).

Coloquialmente se la conoce como "la madre de todas las bombas". Estados Unidos lanzó este jueves sobre Afganistán el mayor artefacto no nuclear que posee, un explosivo que estuvo desarrollando durante la guerra de Irak pero que no había utilizado hasta ahora, según avanzaron fuentes de la cadena televisiva CNN y confirmó el Pentágono. Donald Trump transmitió un mensaje mixto durante su campaña electoral: combinaba la promesa de embarcar al país en más conflictos externos del imprescindibles mientras con bravuconadas militares. A poco de cumplirse los 100 primeros días de su presidencia, en el mandatario republicano se está imponiendo su yo militar. 

La bomba lanza este jueves, una GBU-43, fue lanzada a las 19.32, hora local, sobre una red de túneles del ISIS-K (las siglas que se refieren a la facción afgana del Estado Islámico) en el distrito de Achin, provincia de Nangarhar. El proyectil, de 10 toneladas de peso, se llama técnicamente Explosivo Aéreo de Ordenanza Masiva, cuyas siglas en inglés, MOAB, equivalen a las del apelativo Madre de Todas las Bombas en el mismo idioma, y de ahí el macabro apodo.

Sin entrar en el armamento nuclear, esta es la bomba más potente de la que dispone Estados Unidos. “A medida que están incrementando las bajas en el ISIS-K, están usando IED [bombas de fabricación casera], búnkeres y túneles para fortalecer su defensa", señaló el general John W. Nicholson, comandante de las Fuerzas Estadounidenses en Afganistán. "Esta es la munición adecuada para reducir estos obstáculos y mantener el ímpetu de nuestra ofensiva contra el ISIS", añadió.

El Pentágono señaló que se habían tomado "todas las precauciones" para evitar las víctimas civiles en esta acción militar sin procedentes, aunque no hay aún datos sobre el resultado del lanzamiento de esta bomba.

España tiene una de las tasas más altas de pobreza infantil de la UE y es el tercer país, por detrás de Rumanía y Grecia, tanto en pobreza relativa como en "anclada", que alcanza a casi el 40 % de los niños, con un aumento de nueve puntos porcentuales entre 2008 y 2014.

Así se pone de manifiesto en un informe de Unicef difundido este jueves que estudia la pobreza infantil en los países ricos y cómo han influido la crisis económica y la austeridad, del que la organización internacional informa en un comunicado.

Con el indicador de pobreza "anclada" se evalúa hasta qué punto el bienestar de una población mejora o empeora en términos reales a medio y largo plazo, ya que se fija la línea de pobreza en un año concreto (en este caso 2008) para estudiar cómo ha evolucionado el indicador.

En el caso de España, Unicef señala que la pobreza "anclada" habría alcanzado en España a casi el 40% de la población infantil, con un aumento de nueve puntos porcentuales entre 2008 y 2014.

Hogares con menos de 700€ al mes

Destaca asimismo la elevada pobreza "severa" entre los niños y el crecimiento de la inequidad, ya que aunque la pobreza infantil ha aumentado de manera notable en general, ha crecido especialmente -un 56 %- en los hogares con niños más pobres, es decir, aquellos en los que viven cuatro personas (2 adultos y 2 niños) con menos de 700 euros al mes u 8.400 euros al año.

España es además el tercer país, junto con Letonia y Chipre, en el que más ha aumentado la diferencia entre la protección social a los mayores de 65 años y la que se proporciona a los niños, porque durante la crisis se ha protegido de manera mucho más eficaz a los ancianos que a los más pequeños.

Unicef cita datos de la Contabilidad Nacional Anual de España para apuntar que la inversión en protección social en familias e infancia se redujo en 11.500 millones de euros entre 2009 y 2015.

También asegura Unicef que los hogares con niños, las familias numerosas, las monoparentales y los adolescentes han sufrido de forma especial el impacto de la pobreza.

Respecto a las políticas de respuesta a la crisis en España, la organización internacional llama la atención sobre "la poca capacidad que han tenido para atajar la pobreza infantil".

"El conjunto de las políticas de protección social está muy fragmentado, poco orientado a los niños y resulta poco equitativo", subraya Unicef en el comunicado, y argumenta que esto se debe, entre otras causas, a que está muy ligado a ayudas relacionadas con las contribuciones a la Seguridad Social y a que muchas de las ayudas familiares son en forma de desgravaciones fiscales, de las que no se benefician los hogares con menos recursos.

Más pobres en los países ricos

Para mejorar la "escasa protección social a la infancia" en España, propone poner en marcha una prestación por hijo a cargo "mucho más generosa" y que llegase a un colectivo más amplio, incluso universal, tal y como viene reclamando el Comité Español de Unicef desde el año 2014.

Según este primer estudio internacional de los efectos de la crisis en los niños, la pobreza infantil aumentó en la mayoría de países ricos entre 2008 y 2014. Constata el estudio que la crisis económica y la consecuente austeridad han golpeado de manera especialmente fuerte a los niños hasta el punto de que, entre 2008 y 2014, la pobreza infantil aumentó en dos tercios de los países europeos.

El incremento fue de más de 15 puntos porcentuales en Chipre, Islandia y Grecia, y de entre 7 y 9 puntos en Hungría, Italia, Irlanda y España. Ni un solo país europeo aumentó la media de gasto en prestaciones para las familias, e incluso dos tercios redujeron el gasto per cápita, mientras que las prestaciones a las pensiones subieron de manera generalizada entre 2010 y 2013. EFE

La primera mujer musulmana que llegó a obtener un cargo de jueza en Estados Unidos ha sido hallada muerta en el río Hudson, en Nueva York, la tarde del miércoles, según informa la policía. El cuerpo de Sheila Abdus-Salaam, de 65 años, estaba flotando en el río cuando las autoridades recibieron una llamada de alerta. Al llegar al lugar de los hechos, la policía sacó a la mujer—completamente vestida— del agua y solo pudo certificar su muerte. 

El marido de la jueza y sus familiares han reconocido el cuerpo. "Una autopsia determinará la causa de la muerte", ha informado un portavoz de la policía. Según el New York Post, la familia de la jueza había denunciado su desaparición el mismo miércoles por la mañana.

Abdus-Salaam, nacida en Washington, se convirtió en la primera mujer afroamericana nombrada para la Corte de Apelaciones cuando el entonces gobernador demócrata Mario Cuomo la designó para el Alto Tribunal del Estado en 2013. Cuomo falleció en 2015 y ahora su hijo, Andrew Cuomo, ocupa el mismo cargo. "La juez Sheila Abdus-Salaam fue un jurista pionera que dedicó su vida al servicio público en la búsqueda de una vida más justa para todos en Nueva York", ha afirmado en un comunicado. Y seguidamente ha publicado un mensaje de condolencia en la red social Twitter.

Abdus-Salaam aparece en la enciclopedia Princeton de 'Historia política americana' como la primera jueza musulmana que ha servido en el tribunal estadounidense. Graduada de la Universidad de Barnard y de la facultad de derecho de Columbia, Abdus-Salaam comenzó su carrera de abogada en Brooklyn en el año 1991 a la vez que ejercía de abogada auxiliar del Estado de Nueva York, según la web de la Corte de Apelaciones.

Hubo un tiempo en que los guaraníes de la aldea Tekoa Marangatu, en el sur de Brasil, cazaban y recolectaban frutas para alimentarse. Hoy en día, la dieta es completamente diferente. La comida es comprada por los indígenas o donada por la población urbana. Frutas, verduras y carnes fueron sustituidos por enlatados, galletas y otros productos procesados. 

Pero este cambio en la dieta ha cobrado su precio. No hay estadísticas formales, pero líderes indígenas y los asistentes rurales y sociales que trabajan en la zona relatan casos de colesterol alto, diabetes, sobrepeso, problemas dentales y enfermedades de la piel.

"Luego de tener contacto con las culturas no indígenas, empezamos a apreciar otros tipos de comidas", admite el cacique Ricardo Benete. "Queremos tratar de volver a ser como antes, comer lo que plantamos", continúa el líder guaraní mientras enseña los nuevos huertos y un pequeño colmenar cuidado por los indígenas.

El nuevo emprendimiento del grupo es una panadería donde la comunidad horneará panes y pasteles sanos usando frutas, verduras y raíces (como la yuca y la batata) disponibles en la aldea. Los alimentos servirán inicialmente para el consumo de las 45 familias locales, tanto en los hogares como en la merienda de la escuela indígena.

En el futuro, también quieren vender estos productos para obtener ingresos. Hoy en día, la principal fuente proviene de las artesanías vendidas en los pueblos cercanos, pero los recursos son insuficientes para satisfacer las necesidades de la comunidad.

Esta historia muestra el estado de nutrición y salud de los indígenas luego del contacto con los blancos y también el impacto positivo que una iniciativa puede tener si nace en el grupo. La panadería se construyó con el apoyo del programa Santa Catarina Rural, del gobierno estatal, financiado por el Banco Mundial. La iniciativa beneficia a 40.000 pequeños agricultores, incluyendo más de 1.200 familias indígenas.

“Fue importante incluir a las comunidades rurales indígenas en este trabajo por dos razones: porque ellas producen alimentos y porque la atención a las comunidades indígenas ahora se ofrece de manera integrada por el gobierno”, dijo Diego Arias, director del programa en el Banco Mundial.

La iniciativa tiene otros resultados positivos, como en la tierra Xapecó, en Santa Catarina, donde la etnia Kaingang predomina entre las 1.350 familias. Desde 2008, los indígenas se han especializado en la crianza de ganado lechero. Setenta y nueve familias están en la actividad y han superado los prejuicios del mercado contra productos elaborados por los indígenas, de acuerdo con el informe del taller Pueblos Indígenas y Proyectos Productivos Rurales de América Latina.

Seguridad alimentaria vs. Más mercados

El estudio pone de relieve la experiencia que países como Brasil, Paraguay y Panamá tienen en este ámbito, aportando lecciones interesantes para el resto de América Latina.

Una de ellas es que no todas las comunidades buscan acceso a mercados. Y, aunque algunas lo deseen, tienen como prioridad buscar la seguridad alimentaria de sus grupos. Por lo tanto, inicialmente es importante apoyar la producción de cultivos tradicionales y semillas nativas en lugar de productos ajenos a estas comunidades. Y solo entonces se trataría de combinar la producción de alimentos tradicionales con productos dirigidos al mercado.

Otra recomendación es diversificar la producción para adaptarse al cambio climático y reducir la vulnerabilidad a las fluctuaciones de precios del mercado, así como el agotamiento de los recursos naturales.

Eso es exactamente lo que se está haciendo en Tekoa Marangatu. Además de las huertas, del colmenar y de la nueva panadería, los indios han estado trabajando en un pequeño vivero. También sueñan con iniciar la crianza de gallinas ponedoras cuyos huevos servirían tanto para alimentar la comunidad como para vender.

El informe del Banco Mundial también menciona la necesidad de simplificar los procedimientos burocráticos de los proyectos y crear alianzas con universidades y otras instituciones, como se ha hecho en estados como Sao Paulo. Por último, es necesario tener en cuenta que los proyectos pueden tardar más para finalmente despegar. "En algunas comunidades, el acceso al mercado tomó por lo menos seis años de trabajo", dice el documento.

Puede ser un tiempo más largo, pero vale la pena. El estudio menciona experiencias internacionales según las cuales la calidad de los productos elaborados por los indígenas se considera mejor, lo que beneficia tanto a las comunidades como a otros potenciales consumidores.

La perspectiva de producir alimentos de buena calidad es algo que anima el cacique Ricardo Benete. Para él, es una forma de mejorar la salud de los guaraníes y comenzar a superar las muchas dificultades del grupo. "Espero que tengamos más oportunidades como ésta", concluye.

Mariana Kaipper Ceratti es productora en línea del Banco Mundial

A 10 días de que enfermeras del Hospital de la Mujer “Doctor Rafael Pascacio Gamboa” de esta capital iniciaron una huelga de hambre, este jueves por la mañana pondrán fin a su protesta, aunque mantendrán su plantón y el paro de labores hasta que el gobierno estatal responda a las demandas del movimiento sindicalista.

En conferencia de prensa en la que dieron el anuncio estuvo presente el secretario general de Gobierno, Juan Carlos Gómez Aranda, quien les ofreció una disculpa pública por verse obligadas al ayuno para hacerse escuchar.

María de Jesús Espinosa de los Santos, una de las nueve enfermeras en huelga de hambre desde el pasado lunes 3, dijo que al cumplirse 11 días del ayuno pondrán “un receso” a esta protesta y darán de plazo el 20 de abril para que el gobierno estatal cumpla con su palabra empeñada en una minuta de acuerdo firmada.

Con el respaldo de 30 años de servicio en el sector salud, aclaró que levantar la huelga de hambre no es desistir de la lucha social que iniciaron desde enero pasado en el mencionado hospital y otros centros de trabajo en el Chiapas. Por el contrario, dijo, es dar una señal al gobierno para que haga lo que le compete.

Historial de deficiencias: Frayba

Por su parte, el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas, A.C (Frayba) dijo que ha documentado la grave crisis del sistema de salud en Chiapas, que pone en riesgo la vida de las enfermeras que decidieron evidenciar la situación que trata de ocultar el gobierno de Manuel Velasco Coello.

Y las enumeró: “la falta de medicamentos, insumos médicos, de laboratorio, vacunas, material de curación, instrumental, equipo médico y su mantenimiento; la carencia en brindar un servicio digno a la población; la afectación a sus derechos laborales, pago de prestaciones; así como denunciar la corrupción y desvió de recursos de la Secretaría de Salud de la entidad, presidida por Francisco Ortega Farrera, responsable directo de la mala administración”.

La organización civil aseguró que las enfermeras en protesta reclaman la falta de pago de las cuotas del Fondo de la Vivienda del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (FOVISSSTE) y del Fondo de Ahorro para el Retiro (SAR-FOVISSSTE).

Agregó que la crisis del sistema de salud en Chiapas es “un problema histórico y estructural, que ha afectado no sólo a las y los trabajadores de este sector, sino sobre todo a las personas que acuden a los hospitales y clínicas del estado en busca de atención médica, situación que se ha agravado al máximo, siendo que los trabajadores de la salud no pueden realizar su labor por no tener lo mínimo indispensable para la atención hacia la población”.

Según el Frayba, al menos desde el año 2014 integrantes del sistema de salud chiapaneco denunciaron la falta de condiciones para trabajar y dar un servicio de salud adecuado a la población. De hecho, detalló que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) detectó irregularidades en materia de servicios de salud en la cuenta pública del estado en el año 2015.

Para 2016, igual que en años anteriores, –concluyó– se realizaron diferentes acciones de protestas de trabajadores de hospitales y clínicas de salud del estado “exhibiendo la crisis en que se encontraban los centros hospitalarios: falta de instrumentos de trabajo, de insumos, de ropa hospitalaria, falta de medicamentos básicos, falta de higiene y condiciones insalubres para las y los pacientes y familiares que les acompañan, entre otras situaciones laborales”.

Entre las ruinas de un paraíso tropical donde alguna vez personalidades del jet set disfrutaron copas de ron bajo el sol caribeño, muchos niños y niñas abandonados buscaban sobrevivir.

Los menores mendigaban alimentos y buscaban comida entre desperdicios, pero nunca reunían lo suficiente para calmar su hambre hasta que un contingente de cascos azules de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) se instaló a poca distancia.

Esos hombres venían de tierras lejanas, hablaban una lengua extraña y ofrecían a los niños haitianos galletas y otras golosinas.

En ocasiones les daban algunos dólares, pero el precio era alto: los casos azules de Sri Lanka querían tener sexo con niñas y niños de apenas 12 años de edad.

Ni siquiera tenía senos aún, dijo una menor, conocida como V01 (víctima número uno). Ella declaró ante investigadores de la ONU que en los siguientes tres años, de los 12 a los 15, tuvo sexo con casi 50 cascos azules, entre ellos un comandante que le dio 75 centavos.

Afirmó que a veces dormía en camiones de la ONU, en la base próxima a lo que fue un centro turístico, ahora en total deterioro.

La justicia para las víctimas como V01, sin embargo, es inusual.

En una investigación sobre las misiones de la ONU en los 12 años recientes, The Associated Press (Ap) encontró casi 2 mil denuncias contra cascos azules y otro personal del organismo por abuso y explotación sexual, en lo que parece el indicio de una crisis más grave de lo que se conocía.

En más de 300 denuncias las víctimas eran menores, pero sólo una fracción de los perpetradores fue a prisión, encontró la Ap.

Jurídicamente, la ONU está limitada para actuar. No tiene jurisdicción sobre los cascos azules y la sanción de los responsables corresponde a los países que aportan los efectivos militares.

Ap entrevistó a presuntas víctimas e investigadores, así como a funcionarios y ex funcionarios de la ONU, y solicitó a gobiernos de 23 países información sobre el número de cascos azules que enfrentan denuncias de ese tipo y las acciones emprendidas, si es que las hubo, para investigarlas.

Salvo raras excepciones, pocos países atendieron las solicitudes de información, y en el caso de quienes fueron encontrados culpables sus nombres permanecen bajo reserva, lo cual hace imposible determinar si hubo rendición de cuentas.

Una solución se vuelve inalcanzable por falta de acuerdo entre los estados miembros de la ONU para concretar una reforma amplia.

En Haití, al menos 134 cascos azules de Sri Lanka estuvieron involucrados en una red que utilizó sexualmente a nueve menores de 2004 a 2007, de acuerdo con un informe interno de la ONU obtenido por la Ap.

Después de la difusión del documento, 114 cascos azules fueron enviados a sus países de origen y ninguno terminó en la cárcel.

No se tolerarán ilícitos: ONU

En marzo pasado, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, anunció nuevas medidas para enfrentar el abuso y la explotación sexual de cascos azules y demás personal de la ONU.

No toleraremos que nadie cometa o consienta la explotación ni el abuso sexual. No permitiremos que nadie tape estos delitos con la bandera de la ONU, expresó Guterres.

Sin embargo, esa proclama sonó penosamente familiar: hace más de una década Naciones Unidas encargó un informe que prometía prácticamente lo mismo, pero la mayoría de las reformas jamás se concretó. Dos años después de aquellos compromisos, los soldados continuaron abusando de menores en Haití. Y en años posteriores pesan sobre cascos azules acusaciones similares en todo el mundo.

En uno de los peores casos en Haití, un adolescente dijo que cascos azules uruguayos lo violaron tumultuariamente en 2011 y grabaron la agresión sexual con un celular.

Decenas de mujeres haitianas también afirman que las violaron, y muchas más aseguran que recurrieron al llamado sexo de sobrevivencia, en un país donde la mayoría de los habitantes vive con menos de 2.50 dólares por día, según determinó la Ap.

El abogado haitiano Mario Joseph intenta conseguir una indemnización para las víctimas de una cepa mortal de cólera vinculada a la llegada de cascos azules nepaleses. Según algunos cálculos, 10 mil personas murieron debido a esa enfermedad.

Hoy, Joseph intenta conseguir manutención infantil para más de 10 haitianas a las que cascos azules dejaron embarazadas.

Imagine que Naciones Unidas va a Estados Unidos, viola a menores y lleva cólera, declaró Joseph en Puerto Príncipe. Los derechos humanos no son sólo para la gente blanca y rica.

El senador federal estadunidense Bob Corker coincide con el abogado. El republicano de Tennessee, que preside la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, exige reformas en la ONU.

Corker bien podría impulsarlas durante la presidencia de Donald Trump, cuyo gobierno ha propuesto una reducción de 31 por ciento al presupuesto relacionado con la diplomacia y la asistencia exterior.

Corker y la embajadora de Estados Unidos en la ONU, Nikki Haley, quieren una revisión de todas las misiones del organismo mundial.

El senador recordó su disgusto durante una audiencia sobre los casos de abuso sexual de personal de la ONU en la República Centroafricana que salieron a la luz el año pasado.

Si yo escuchara que una misión de paz de la ONU va a llegar cerca de mi casa en Chattanooga, tomaría el primer avión para regresarme y proteger a mi familia, dijo el legislador a la Ap.

El centro turístico Habitation Leclerc era muy famoso en Puerto Príncipe, un exuberante lugar en medio de las tétricas callejuelas de la capital. En su época de gloria, en la década de 1980, celebridades como Mick Jagger y Jackie Onassis solían descansar cerca de la piscina o recorrer las instalaciones, que incluían un templo vudú.

Page 5 of 66

Interculturalidad

10 hours ago
6
Tania Reneaum, directora ejecutiva de Amnistía Internacional México, reprobó el uso excesivo de la fuerza utilizada por elementos de la Policía Federal para dispersar a los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos, mientras se manifestaban afuera de la Secretaría de Gobernación (Segob). “El gobierno de México debe recordar que es ilícito usar formas de control que, como los gases y otras sustancias químicas irritantes, afecten a personas que no tienen que ver con la ...
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…