Kamala Harris, una mujer símbolo de feminismo y unidad

Kamala Harris se vistió de feminismo y unidad para hacer historia. La primera vicepresidenta de Estados Unidos llegó a las escalinatas del Capitolio protegida por un abrigo color morado, símbolo de la lucha por la igualdad de género y el color que se forma de la unión entre el azul demócrata y el rojo republicano. A las 11.40 de este miércoles, Harris rompía tres techos de cristal: se convertía en la primera mujer en jurar como número dos de la Casa Blanca, también en ser la primera persona negra y de origen asiático en lograr la vicepresidencia del país. Horas antes, publicó un vídeo en las redes donde agradecía su logro a “las mujeres que vinieron antes”. El mayor reconocimiento se lo dedicó a su madre, Shyamala Gopalan, quien a los 19 años llegó a Estados Unidos desde la India, con la creencia de que en ese país “un momento como este es posible”.

Con el rostro solemne —solo se quitó la mascarilla para asumir el cargo— y la mano en alto, Kamala Devi Harris (Oakland, California, 56 años) juró sobre la Biblia del juez Thurgood Marshall, el primer afroamericano en formar parte del Tribunal Supremo. En sus memorias, Harris lo califica como uno de sus héroes, una inspiración para su activismo político. En 1992 le escuchó en un discurso: “No podemos jugar al avestruz. La democracia simplemente no puede florecer en medio del miedo”. Su testimonio la empujó a sembrar una carrera de éxitos que se contará en los libros de Historia: fiscal de distrito, fiscal del Estado, senadora, y desde este miércoles la primera vicepresidenta de Estados Unidos.

“Lista para servir”, escribió Harris en su nueva cuenta de Twitter, @VP, tras jurar el cargo ante la jueza Sonia Sotomayor, la primera hispana en el Supremo. Gracias a Harris, también ha hecho historia su marido, Douglas Emhoff, convertido en el primer segundo caballero. Antes de la ceremonia, el expresidente Barack Obama susurró a Harris: “Estoy muy orgulloso de ti”. Las mascarillas no ocultaban la emoción de ambos mientras chocaban sus puños cubiertos por guantes en la fría, pero luminosa, jornada de investidura.

En vídeo, perfil de Kamala Harris.EFE/EPA/JOSHUA ROBERTS

En una jornada plagada de simbolismos, Harris llegó al edificio federal escoltada por el afroamericano Eugene Goodman, uno de los agentes que se enfrentó a los atacantes del Capitolio e intentó evitar que llegaran hasta el Senado. El rostro del heroísmo en uno de los episodios más oscuros en la historia del país. Al terminar, su antecesor, el republicano Mike Pence, la acompañó mientras bajaba las escalinatas. Era la imagen de la transición entre los dos números dos, después de que Donald Trump se negara a participar en la investidura.

La vicepresidenta juró en el Congreso, que deberá frecuentar más de lo acostumbrado. En las últimas elecciones, el Senado quedó dividido en 50 escaños para los republicanos y otros 50, incluidos dos independientes, para los demócratas. Harris podrá romper cualquier posible empate en favor de su partido, dado que su nuevo cargo implica ser también la presidenta de la Cámara alta.

En las militarizadas calles del centro de Washington aparecían algunas jóvenes con camisetas de Harris o de la Universidad Howard, su primer hogar académico, buque insignia de la educación negra. Arlynne Maxwell, blanca de 40 años, viajó desde Utah para participar en la ceremonia, aunque fuera a distancia. En una mano cargaba un ramillete de rosas rojas y en la otra, un cartel en el que se leía: “Queridas mujeres de color, gracias a las mujeres de color”. “Ellas salvaron nuestra democracia, votaron en cifras récord por un equipo que devolverá la decencia y honestidad a la Casa Blanca”, sostiene Maxwell frente al cerco policial que impedía el paso a la avenida Pensilvania, donde tradicionalmente se celebra el desfile inaugural, suspendido en esta ocasión por la pandemia y también por motivos de seguridad.

Guiño universitario

En la calle U, cerca de la Universidad Howard, varios puestos improvisados vendían camisetas con el rostro de la exalumna Harris. Hace un año, en los jardines del centro educativo, la ahora vicepresidenta anunció su candidatura a la presidencia. Los guiños a su universidad siguieron este miércoles, cuando Harris lucía collar y pendientes de perlas. Precisamente, con el nombre de Veinte Perlas se conocía a las fundadoras de la hermandad Alpha Kappa Alpha, AKA, la primera con letras griegas para afroamericanas y de la que Harris formó parte cuando estudiaba la carrera de Derecho.

Hay muchas expectativas puestas en la figura de Harris. Joe Biden, de 78 años, ha sugerido que será presidente solo un mandato. Si se cumple, el camino de la vicepresidenta para la carrera presidencial de 2024 estaría despejado. Podría exhibir el legado de esta Administración, que promete sanar a Estados Unidos con un colosal proyecto económico y social. Arropada por su partido, Harris sería la candidata para romper el techo de cristal de la Casa Blanca que ha mantenido a las mujeres al margen del Despacho Oval. Hasta el momento ha tenido éxito rompiéndolos.

Read 79 times

Cultura

La embajadora de Donald Trump en la ONU, Nikki Haley, ante el tapiz del 'Guernica', en una imagen de 2018. Mary Altaffer/ AP El enorme tapiz que representa el Guernica de Pablo Picasso, una de las señas de identidad desde hace décadas de la sede de Naciones Unidas en Nueva York, ya no se verá más
La cantante Britney Spears, en Beverly Hills en 2018. Chris Pizzello/Ap   Ella se preguntaba a veces si aquello había sido lo más cerca que había estado de vender su alma al diablo. Sabía que era lo único inteligente que podía hacer en aquel momento, de todos modos. Simplemente, no veía otra
Ferlinghetti recita un poema en un acto en Nueva York, en 2005. Henny Ray/Ap   En una promoción de genios, Lawrence Ferlinghetti fue el primero que se enteró de casi todo. El primero en saber que “el poeta es un bárbaro subversivo” a las puertas de la ciudad que viene a
El filósofo Ibn Arabí, en un grabado del siglo XIX. Getty Images/Universal Images Group   Genio prolífico y viajero infatigable, Ibn Arabí fue uno de los grandes visionarios y místicos de todas las épocas. De padre murciano y madre bereber, creció y se educó en Sevilla, pero en seguida se
  La imagen como eje creativo, la tecnología como herramienta y la preferencia por técnicas analógicas para crear, son los elementos que, desde 2012, conforman el trabajo artístico del colectivo La Pesera, integrado por los artistas gráficos Nereo Zamítiz y Agnija Anča.  Desde su fundación en
Llega el 14 de febrero y con él un mar de pétalos de rosa, citas románticas y bombones en cajas rojas. El Día de San Valentín saca la vena más romántica de las parejas, independientemente de la situación que atraviesen. Pero ya sabemos que, como nos ocurre a cualquiera, las relaciones evolucionan y
Imagen de estrellas (NGC 6397) tomada por el telescopio espacial 'Hubble'.T. Brown S. Casertano/ AFP   Algún día el universo dejará de construir estrellas. La materia prima de la que están hechas se agota a medida que se crean estrellas nuevas. Cuando la estrella envejece se recicla solo una
'Idun y las manzanas', 1890. Idun es la guardiana de las manzanas que dan a los dioses la eterna juventud. Ilustración de Donald A Mackenzie, 1890.HERITAGE IMAGES / GETTY IMAGES     Las crónicas sajonas (y francas, y gallegas) los describen como unos auténticos mastuerzos. Rudos,
El financista británico Jonathan Ruffer en el Castillo de Auckland (Inglaterra). Barry Pells/Rhe Auckland Project     “Las personas somos como inmensas cuevas subterráneas, inexploradas incluso por nosotras mismas, y no agujeros cavados directamente en el suelo”, afirma el historiador
Foto gramas de las cintas nominadas 'Mank', 'The Life Ahead', 'Another Round', 'La Llorona', 'The Father' y 'Minari'.   Mank, película de Netflix, drama en blanco y negro ambientado en la edad dorada de Hollywood sobre la realización de Ciudadano Kane, encabezó ayer las nominaciones a
Impresión artística tomada debajo de Islandia y las islas Feroe. Foto Martin Künstig   El océano Ártico estaba cubierto por una plataforma de hielo hasta de 900 metros de espesor y estuvo lleno de agua dulce al menos dos veces en los últimos 150 mil años, reporta una investigación del
El último féretro en México cubierto con la bandera republicana española ha sido el del poeta Enrique de Rivas Ibáñez, que nació en Madrid en 1931 y falleció en la tarde del domingo a los 89 años de edad. En su cabeza, que aprendió seis idiomas y gestó varias obras poéticas y ensayos, anidaba el
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…