Print this page

Un juez de control ordenó la liberación de Lisset y Ángel, dos de los sospechosos de los asesinatos de los universitarios de la BUAP y la UPAEP, así como del conductor de Uber en Huejotzingo, sin embargo al salir de la Casa de Justicia de San Andrés Cholula fueron reaprehendidos por agentes ministeriales, ahora sí por el delito de homicidio.

Durante una audiencia celebrada este jueves, donde se buscaba calificar de legal su detención e imputarles sólo los delitos de usurpación de funciones, el juez consideró que la detención de estos dos sospechosos había sido ilegal, motivo por el cual ordenó su inmediata liberación.

Caso contrario ocurrió con el tercer sospechoso, Pablo Jesús, cuya detención se calificó de legal debido a que se encontraba a bordo de la camioneta BMW color blanca, con placas de Guerrero, la cual presentaba impactos de arma de fuego, además de que en su interior tenía estrobos, casquillos útiles, manchas hemáticas, rastros de masa encefálica y celulares.

Según el argumento del juez, Lisset y Ángel no estaban a bordo de la camioneta, motivo por el cual no se acreditaba el delito de usurpación de funciones que se intentaba imponerles de forma inicial, esto a pesar de que llevaban consigo chalecos tácticos, mismos que los detenidos argumentaron que usaban "por seguridad".

Ante esta situación Lisset y Ángel salieron por propio pie de las instalaciones de la Casa de Justicia de San Andrés Cholula, sin embargo a las afueras del recinto ya los estaban esperando agentes de la Unidad Selecta de Investigación Táctica (USIT), junto con elementos de la Guardia Nacional y de la Policía Estatal, que llegaron como apoyo.

Cabe señalar que los sospechosos se encontraban detenidos únicamente por usurpación de funciones, sin embargo tras su liberación los dos primeros ya fueron reprendidos ahora por el delito de homicidio por lo que se espera que en las próximas horas se realice la audiencia donde se les haga la imputación, toda vez que su detención se realizó bajo una orden de juez.

Hasta las 16 horas continuaba la audiencia para determinar la situación legal de Pablo Jesús, quien eventualmente podría ser vinculado a proceso por el delito de usurpación de funciones, permitiendo que en un segundo momento pueda ser imputado también por homicidio, como ocurrirá con sus dos cómplices.

Read 121 times
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…