Bloquean carretera en San Miguel Espejo; manifestantes exigen cierre de empresa de composta por contaminar el agua
 

En plena fase crítica de la pandemia por Covid-19, pobladores de la inspectoría de San Miguel Espejo –una de las zonas más pobres de la ciudad de Puebla– protestaron este lunes en las inmediaciones al Parque Industrial de Chachapa, donde cerraron la carretera que comunica a este lugar con la capital, a fin de exigir la clausura de una empresa que produce composta por la contaminación y los fétidos olores que genera.

Durante la manifestación, los inconformes frenaron el ingreso de camiones a la fábrica, que llegan a descargar los desechos orgánicos, hasta que haya una respuesta de las autoridades.

Al menos un centenar de lugareños denunciaron que el mal manejo del lugar ha contaminado el agua y el ambiente en la localidad, debido a que en los últimos días han registrado un incremento en padecimientos estomacales, dolores de cabeza así como afecciones en las vías respiratorias.

Además, reclamaron que por el hecho de ser parte del cinturón de miseria de la capital, no significa que sea en este lugar donde se depositen las heces de los animales.

Al lugar arribó personal de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) y la Secretaría de Gobernación Municipal (Segom) y de la Secretaría de Salud, quienes después de escucharlos dieron 24 horas a los propietarios de la empresa para limpiar el lugar o de lo contrario el lugar será clausurado.

“Nos están viendo la cara, no nos parece que la dueña diga que van a cumplir con las normas de higiene y a la mera hora nos ofende y nos llama ignorantes”, acusaron ante las autoridades.

Asimismo, amagaron con el cierre de la empresa, por parte de los mismos habitantes, si el gobierno de la ciudad no responde.

Los vecinos expusieron que la empresa no genera abono con estiércol de ganado, pues revelaron que en el lugar tiran hasta vísceras de puercos y pollos, que generan la concentración de moscas y perros callejeros.  

Por esta razón, exigieron a la alcalde de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, que el ayuntamiento inspeccione el lugar, porque aseguran no estaría cumpliendo con las normas de sanidad.

Manifestaron que sus viviendas se encuentran a menos de media calle de distancia de la empresa de composta, la cual se encuentra entre los límites territoriales de Puebla y Amozoc.

Los inconformes refirieron que debido a que la problemática no es de ahora, en otras ocasiones han hablado con los dueños de la empresa, a fin de que mejoren las condiciones en cómo manejan los desechos.

Sin embargo, señalaron que a los propietarios no les interesa el tema ni que el resto de las familias se vean afectadas por la podredumbre.

Incluso, afirmaron que los dueños tratan a los habitantes de San Miguel Espejo de ignorantes y, por lo tanto, advirtieron que será tratada de la misma manera.

Debido a que los fétidos olores se han incrementado, ahora con el calor y las lluvias, decidieron salir a las calles para manifestar su inconformidad y exigir la intervención de las autoridades capitalinas.

Refirieron que a la falta de servicios básicos, mucha gente está almacenando agua de lluvia para realizar sus actividades domésticas.

Finalmente pidieron al gobierno del estado que envíe una representación para hablar con los vecinos, ya que las necesidades de la zona urbana de San Miguel son incuantificables y a la fecha el trabajo del ayuntamiento ha sido nulo.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), San Miguel Espejo tiene un rango de pobreza del 70 por ciento entre su población, que padece rezago educativo, falta de acceso a la salud, calidad de vivienda y alimento.

Read 144 times
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…