Print this page

De cerca de 2 millones 400 mil mexicanas entre 18 y 24 años que ni estudian ni trabajan (ninis), 90 por ciento no busca modificar su condición, en gran medida debido al rol social que se les ha asignado de ser madres y responsables del cuidado del hogar, de acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Señala que en el resto de los países miembros de esa organización la media de estas mujeres que tampoco se interesan por trabajar o estudiar, es de 65 por ciento.

En el documento Un vistazo a la educación 2018 (Education at a glance 2018), de la OCDE, se expone que el porcentaje de mexicanas en ese rango de edad que son ninis es de casi 35 por ciento, en tanto que en los hombres es de cerca de 10 por ciento.

La OCDE señala que el promedio de los hombres ninis entre 18 y 24 años que tampoco están buscando un trabajo es de la mitad; mientras en México es cerca de 60 por ciento.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) en el país hay 4.7 millones de jóvenes entre 15 y 24 años que no estudian ni trabajan.

La OCDE expone que un factor por el cual las ninis en su mayoría no buscan cambiar su condición puede ser en gran medida porque son las responsables de criar ­familias y deciden abandonar el mercado laboral para cuidar a sus hijos. Por tanto, estarían sobrerrepresentadas.

Para el investigador Carlos Welti Chanes, del Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México, que las mujeres en mayor porcentaje se encuentren en esta situación también se justifica por el rol que históricamente se les ha asignado de ser cuidadoras, responsables del hogar y madres.

Explica que si bien el concepto de matrimonio se ha transformado, no es así con la maternidad. Parecería que aquí, con todas las transformaciones que se ven, prácticamente 90 por ciento de las mujeres decide ser madre.

Mientras en México este indicador no se ha modificado, en los países desarrollados sí, pues más de 20 por ciento de mujeres no desean tener hijos, dijo. Welti Chanes menciona que se tiene que dejar de culpabilizar a las mujeres por no estudiar ni trabajar, porque cumplen un rol fundamental que históricamente se les ha asignado.

Señaló que para cambiar esta situación se requiere incidir en este papel que se les asigna y también reconocer la importancia del trabajo doméstico que es fundamental para el desarrollo de la sociedad.

Read 240 times
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…