×

Warning

JUser: :_load: Unable to load user with ID: 558

Monday, 23 March 2015 18:00

Estados Unidos usa desierto como estrategia para detener la inmigración irregular

Escrito por 
Califica esta entrada
(0 votes)

Las autoridades están obligando a los inmigrantes a tomar caminos donde la probabilidad de morir es muy alta, el ambiente es tan fuerte que destruye los cuerpos y muchos de ellos ni siquiera se encuentran", señaló Jason De León, académico de la Universidad de Michigan.



Un investigador hispano asegura que el gobierno estadounidense usa el desierto en la frontera sur como un arma disuasoriapara detener la inmigración indocumentada, sin mirar a profundidad las causas de la problemática.


"Las autoridades están obligando a los inmigrantes a tomar caminos donde la probabilidad de morir es muy alta, el ambiente es tan fuerte que destruye los cuerpos y muchos de ellos ni siquiera se encuentran", señaló Jason De León, académico de la Universidad de Michigan.

El antropólogo es autor de un trabajo de reciente publicación, "The Land of Open Graves: Living and Dying on the Migrant Trail", en el que recopila más de cinco años de investigación sobre la muerte de indocumentados en la frontera y cuyo punto de partida fue la recolección de pertenencias que los inmigrantes dejaban a su paso por el desierto.

No obstante, el hallazgo del cuerpo en descomposición de una inmigrante ecuatoriana que llevaba por lo menos cuatro días fallecida lo empujó a profundizar en su trabajo.

"Maricela fue una de las víctimas de un máquina de matar premeditada", afirma De León, en alusión a la indocumentada ecuatoriana fallecida, quien era madre de tres hijos y padecía de una enfermedad renal.


En el transcurso de su investigación, el académico encontró documentos federales en los que las autoridades ya habían previsto desde 1994 el aumento de los decesos de inmigrantes que intentan atravesar el desierto de Arizona a medida que se incrementara la vigilancia en urbes y lugares más accesibles.

El investigador alega que la política de "prevención a través de la disuasión" busca desalentar la inmigración, bajo la premisa de que si suficientes personas mueren al intentar cruzar la frontera los inmigrantes simplemente dejarán de venir.

"Es la idea que tienen las autoridades, los candidatos presidenciales y muchos más, pero están equivocados, no se puede entender hasta no ver las causas", resaltó De León.

En su estudio, el académico hispano profundiza en las historias personales de cuatro inmigrantes. Dos de ellos son los ecuatorianos Marisela y José. Los restos de ella fueron hallados en medio del desierto en 2012, mientras que él sigue reportado como desaparecido.

Los otros dos inmigrantes son los mexicanos Memo y Lucho, quienes de después de varios intentos lograron cruzar la frontera por Arizona y documentaron su travesía con una cámara fotográfica.

"Es necesario ponerle una cara a la palabra migrante, debemos conocer sus historias, la de los mexicanos y la de los centroamericanos, suramericanos que están arriesgándose en el desierto por un plan específico", apuntó De León,

Hijo de padre mexicano y madre filipina, Jason De León espera que su libro "The Land of Open Graves: Living and Dying on the Migrant Trail", editado por la Universidad de California, no sea visto como un trabajo académico y de esta manera llegue al público en general, para así llamar la atención sobre un problema que ha perdido vigencia y visibilidad, incluso en los medios.

"Las muertes de migrantes se han vuelto algo común, nadie quiere entrar con las cámaras al desierto, son sólo un número que ya no interesa y debemos hacer algo", subrayó.

Leído 334 Veces Last modified on Wednesday, 16 December 2015 07:39

Media

Migración

20 hours ago
9
Donald Trump continúa preocupado por su reforma sanitaria, una de sus promesas centrales durante la campaña electoral. El presidente de Estados Unidos recurrió a Twitter este fin de semana para presionar a los senadores republicanos con el objetivo de que consigan aprobar su propuesta para reemplazar Obamacare. El mensaje del republicano confirma las divisiones que hay entre los miembros de su partido respecto al proyecto de ley, presentado el pasado jueves. “No puedo imaginar que estos buenos senadores republicanos pudieran permitir que el pueblo americano sufra con el quebrado ObamaCare durante más tiempo”, escribió el presidente. La semana pasada, tras anunciar la propuesta para acabar con el programa sanitario de Barack Obama, al menos cuatro senadores —necesarios para aprobar la ley— afirmaron que no votarían en su favor. La promesa de revocar y reemplazar Obamacare fue uno de los pilares centrales del discurso de Trump durante la campaña. Desde su llegada a la Casa Blanca, el republicano también ha invertido mucho capital político para hacer de su reforma sanitaria la primera gran victoria política de su presidencia. Para aprobar una ley, el documento debe ser primero validado por la Cámara de Representantes y después por el Senado. La presión de Trump en Twitter ya se vio cuando la normativa pasaba el filtro de los congresistas, a principios de mayo. Tras intenso debate, una votación que tuvo que ser abortada por la falta de consenso, y la mediación de la Casa Blanca, la Cámara validó un texto que dejaría sin seguro médico a 14 millones de personas en 2018. ...
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…